Buscar
 
 

Resultados por:
 


Rechercher Búsqueda avanzada

Últimos temas
» Solicitud de Hone-Hone no mi
Lun 03 Nov 2014, 16:26 por Kaiba

» Umezawa Kondor (Kondoriano)
Sáb 25 Oct 2014, 14:13 por Kondor

» Técnicas de Umezawa Kondor
Sáb 25 Oct 2014, 13:32 por Kondor

» Hone-Hone no Mi
Sáb 25 Oct 2014, 12:48 por Kondor

» Shadowblade
Dom 19 Oct 2014, 21:51 por Shadowblade

» Brazo robótico
Dom 19 Oct 2014, 16:27 por Shadowblade

» Revisión de técnicas de Shadowblade
Dom 19 Oct 2014, 16:16 por Shadowblade

» Revisión de bane-bane no mi
Dom 19 Oct 2014, 12:43 por Sion

» Modelo de solicitud de arma o armadura
Sáb 18 Oct 2014, 15:17 por Kaiba

Navegación
 Portal
 Índice
 Miembros
 Perfil
 FAQ
 Buscar
Compañeros
Crear foro

Brandom Glash (Bran)

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Brandom Glash (Bran)

Mensaje por Brandom Glash el Lun 12 Sep 2011, 22:20

Nombre: Brandom Glash (Bran)

Raza: Humano

Edad: 17

Ocupación: Pirata

Descripción física: Bran es un joven de 17 años, delgado y mide 1,72 con un peso de 65 kilos. Su rostro se caracteriza por el color verde de sus ojos y una mirada seria que puede tornarse alegre en un pequeño instante; el color de su pelo también llama la atención ya que es un tono rojizo oscuro, el color de su piel no es muy moreno. Su físico es admirable, sus músculos están muy bien definidos ya que es una persona muy fibrosa, el duro entrenamiento durante más de 8 años ha dejado buenos resultados físicos. La vestimenta de Bran puede ir cambiando, pero siempre utiliza ropa cómoda, acompañada de una capa; lo que nunca le falta es la venda de trapo que le regaló su padre para cubrirse la cicatriz de la frente.

Spoiler:



Descripción psicológica: El carácter de Bran es abierto y bastante sociable, no suele iniciar peleas sin sentido y siempre las intenta evitar, pero si entra en alguna no tiene piedad si ha de acabar con la vida de su contrincante para salvar la suya o la de un amigo. Tiene un buen sentido del humor y no suele enfadarse por tonterías, le gusta reír y pasarlo bien; suele tener bastante paciencia hasta que se le agota. El carácter negativo de Bran, que consiste en perder todo tipo de empatía, se vuelve en un ser totalmente frío y sin escrúpulos, suele surgir cuando cosas que odia suceden a su alrededor, odia la deslealtad, los engaño, las traiciones… también suele sacar dicho carácter cuando su paciencia se le acaba pero suele ser una persona más bien tranquila y de ideas fijas con un gran sentido de lealtad hacia sus nakamas, un tema tabú para él es hablar mal de su familia o le recuerden de forma negativa los acontecimientos que tubo de pequeño.

Conocimientos: Tiene buenos conocimientos de navegación, orientación, artes marciales, pesca y cocina, todo lo que ha podido aprender durante su vida en el poblado.

Nivel de poder: 2

Nivel de influencia: 2

Habilidades: Bran con el duro entrenamiento que ha practicado durante más de 10 años ha conseguido tener un gran dominio con las espadas, especialmente las katanas con el resultado de ser ambidiestro practicando el bujutsu que abarca varias ramas de las artes marciales (Judo, karate-do, kendo, aikido, kenjutsu, jujitsu, entre otras) ofreciendo un gran conocimiento y práctica de estas, destacando sus reflejos, rapidez, fuerza y resistencia.

Pertenencias: Barca, dos katanas, boken, cinco dagas, ropa, bolsa de viaje, capa, venda de trapo.

Akuma No mi: Kaze Kaze no mi

Historia:


Brandom Glash es el hijo de un pirata con buena reputación en la Grand Line conocido como James Glash el saltador. Bran vive en una isla en el East blue junto a su madre y su tío en un pequeño poblado que habita dichas tierras, el origen del pequeño muchacho lo conoce solamente su madre y su tio de esta forma estarían a salvo de la marina.

Bran desde pequeño ayudaba a su madre en la taberna de la isla, también se encargaba de ir a pescar con su tío quien le contaba historias de piratas, de monstruos, de frutas que daban poderes; su vida era tranquila y placentera.

Al cumplir los 8 años se apuntó al dojo de la isla donde un viejo samurai enseñaba sus conocimientos tanto teóricos como prácticos en el arte de la katana y cuerpo a cuerpo. Bran no tardo en destacar entre sus compañeros y su maestro le regaló una katana de madera como premio por su voluntad y dedicación a las clases.

Cuando Bran tenía 10 años un barco pirata atracó en el puerto; casi todo el pueblo se quedo contemplando el gran barco y la bandera que ondeaba al ritmo que marcaba el viento, cuando empezó a bajar la tripulación formada por unos 30 hombres todos se apartaron para dejarles paso con gran temor en sus miradas.

Bran fue rápidamente hacia la taberna para ayudar a su madre. Pocos minutos después llegaron los piratas y no tardaron en emborracharse y montar alborotos.
El capitán de la tripulación agarró a la madre de Bran y se la puso en la pierna mientras le manoseaba un pecho, Lyla intentaba zafarse del corpulento pirata pero no tenía fuerza suficiente y empezó a gritar, todos los piratas se estaban riendo; cuando Bran salió del pequeño trastero se le cayó las dos botellas de ron, el sonido de los cristales al romperse quedaron totalmente ocultos bajo el ruido de las carcajadas. Sin pensárselo dos veces Bran agarró la katana de madera que llevaba en la cintura y empezó a correr hacia el capitán que estaba ocupado con su madre, cuando el filo de madera impacto en toda la cabeza del hombre se hizo el silencio y solo se escuchó el grito de Bran – ¡DEJA A MI MADRE EMPAZ! – el golpe hizo tambalear al gran capitán y Lyla logró escapar de sus fuertes brazos y se puso al lado de su hijo mirando a su alrededor.
El capitán se levanto de la silla mientras un grupo de 10 piratas inmovilizaron a la madre y al hijo por separado sin ningún tipo de problema; dejaron al pequeño Bran atado en una silla y Lyla estaba siendo agredida encima de la mesa mientras el capitan y 3 piratas le iban quitando los ropajes. Alguien entró por la puerta y Bran observó que era su tío llevaba una espada y le dio tiempo atacar a dos piratas antes de que se viera reducido. Bran se fijo en el capitán y cuando este le devolvió la mirada le dijo – Ahora veras como me follo a tu madre… y mato a ese hombre sin que puedas hacer nada – los ojos de Bran se empezaron a llenar de lagrimas cuando el pirata empezó a violar a su madre sin que pudiera ella defenderse, luego escuchó un pequeño quejido y por el rabillo del ojo se fijo en que su tío yacía muerto en el suelo… sin vida y con un gran charco de sangre a su lado. El muchacho volvió la mirada hacia su madre que gritaba, el pirata le hizo girar la cara para que mirara a su hijo y las miradas se encontraron, fue en aquel instante cuando Bran se quedo paralizado sus ojos observaron como el capitán la degollaba sin piedad y dejaba el cuerpo tirado en el suelo, dejo de escuchar los gritos su mirada solo estaba fija en su madre… que yacía muerta en el suelo. El pirata se acercó al muchacho con su espada en la mano mientras decía – Ahora te dejaré una marca que no podrás borrarte nunca… y te ara recordar este día en que el capitan Jeyson Xarsk mató a tu familia – con la espada le hizo una “X” en la frente; Bran no gritó estaba traumado fijándose en su madre fallecida, ni siquiera se dio cuenta cuando se quedó solo en la taberna casi destrozada ya que los piratas ya se habían marchado…

Bran abrió los ojos y se encontraba algo desorientado, no sabía donde estaba. Se fijó en el techo de madera y en la vela que había encima de una mesita de noche que iluminaba la pequeña habitación donde se encontraba. Se levantó y se dirigió hacia un cubo que estaba lleno de agua, se lavó la cara y notó algo de escozor en la frente, fue en ese instante cuando se miro en un espejo y se fijó en la marca que le hizo venir a su mente las imágenes de su difunta madre. Apretó los puños y empezó a llorar en silencio hasta que escuchó unos pasos detrás suyo, se seco rápidamente las lágrimas y se giró observando a su maestro, el viejo llamado Sensui. Estuvieron hablando un largo rato explicando lo que había sucedido, al final el maestro lo acogería en su casa como a su hijo y Bran aceptó pero quería estar un tiempo meditando la situación, Sensiu aceptó sin ningún problema y Bran se fué a la costa para pensar.

No estuvo más de una semana, el último día en que Bran se encontraba meditativo en la costa observó muchos trozos de madera que había traído el agua del mar, parecían escombros de un barco y se acercó aun más para observarlos de cerca. Sus ojos se fijarón en un cofre que se hundía ya que había caido de un gran trozo de madera, se sumergió en el agua y lo arrastró hacia fuera, le costó bastante ya que el maldito cofre pesaba. Una vez que estaba fuera se fijó en que el cierre del cofre estaba casi roto, el muchacho agarró una piedra y golpeó varias veces el cofre hasta que el cierre cedió y se rompió dejando ver una fruta de tono rojizo y extraña forma – Imposible – murmuró Bran mientras agarraba esa fruta < Esto… parece una de esas frutas que decía mi tío > se la quedó mirando y empezó a comérsela sin mediar palabra.  

Bran volvió a casa bien llegada la noche, se encontró a Sensui meditando en un cojín y el crujido de la madera hizo alertar a su maestro – Lo siento – dijo Bran, su nuevo padre le contestó – Tranquilo, acércate quiero contarte una cosa – el muchacho se sentó delante de su maestro y el empezó hablar – Sé que lo que ha pasado ha sido muy duro y ya ha pasado una semana de lo sucedido… supongo que querrás venganza pero tienes que prometerme que hasta que no cumplas 17 años no saldrás en busca de esos piratas y te quedarás aquí conmigo entrenando de una forma intensiva… - Bran se quedo un rato dubitativo y al final aceptó la propuesta de Sensui, una vez que acabarón de hablar se fueron a dormir.

A la semana siguiente Bran y su maestro entrenaban con katanas de verdad a un ritmo muy pausado, el muchacho se debía de acostumbrar al peso del metal, el ritmo iba subiendo y Bran cometió un error al moverse lateralmente ya que la katana de su maestro le rasgo el antebrazo – Mierda – dijo Bran al notar el filo penetrar la carne, el maestro le dijo – Nada de quejas… esa será el primer corte de muchos que tendrás en tu vida, en ¡GUARDIA! – dijo de nuevo abalanzándose hacía él.

Durante 10 años Bran recibió un duro entrenamiento, tardó acerca de un par de meses a acostumbrarse a dicho ritmo, más de una vez acababa las sesiones llorando o sangrando por las manos, pero sin queja alguna. Todos los días de la semana recibía entrenamiento físico de las 8 de la mañana hasta las 13 del mediodía para ejercitar su cuerpo, luego todas las tardes de 16:00 a 20:00 realizaba clases de artes marciales cuerpo a cuerpo y de Bujutsu practicando el estilo de una katana y dos. Los primeros días acababa agotado, muchos de ellos sangrando y llorando pero en su cabeza estaba la meta que quería y fuerza de voluntad no le faltaba. Pasaban los años y el duro trabajo dejaba ver los resultado a los 15 años Brand ya era como un segundo maestro para sus alumnos.
Durante los restantes dos años los entrenamientos iban aumentando su intensidad desarrollando en Brand grandes reflejos y cualidades físicas excepcionales convirtiéndose en el individuo más fuerte del lugar.  



A los 17 años Bran entró en su casa y se dirigió hacia el Dojo para hacer una clase, al abrir las puertas se quedo observando a su maestro y una persona que desconocía por completo pero le resultaba familiar, sobretodo cuando sus ojos se encontraron con unos ojos muy verdes; al entrechocar las miradas se produjo un silencio incomodo en la gran sala. – Este es mi hijo – dijo el desconocido con una gran sonrisa observándolo de arriba abajo, Bran no sabía que responder y se fijó en su maestro que permanecía serio pero una ligera sonrisa de felicidad se le vislumbraba en los labios. – El pequeño Brandom Glash… te pareces mucho a mi ¿Eh? – el muchacho murmuro – Papa… - mientras el verdadero padre se levantaba Brandom se fijó en la bandera pirata que había bordada en la manga de la camiseta que llevaba James - Eres un asqueroso pirata… - llevo su mano hacia la katana que llevaba en la cintura y su padre respondió con gesto normal – Asqueroso no… prefiero que digas pirata. Se lo que le pasó a tu madre y te pasó a ti – con el dedo señalo la frente de Brandom   - Pero quiero decirte que la vida de un pirata no la conoces hasta que no la vives, eres libre y no trabajas para nadie; si buscas venganza… ya sabes que puedes hacer – Bran no supo responder a  su padre, el maestro les dejo a solas para que hablaran de todo. El padre de Bran se quedó una semana en la isla y antes de despedirse se quitó una venda de trapo que llevaba en el brazo; entonces se la colocó en la frente para tapar la cicatriz de la X – Quiero verte en la Grand Line ¿Eh? -   Bran afirmó con la cabeza y respondió – Si me has pintado la vida de un pirata como tu lo has dicho… tranquilo que me veras y seré uno de los mejores – el padre se empezó a reír – Para ser el mejor… tendras que ser mejor que yo renacuajo – se despidieron y el padre se alejo de la costa en un pequeño bote, a lo lejos se podía divisar un barco pirata.

Una semana después Bran ya estaba listo para despedirse de todos, los pescadores le regalaron una barca para que pudiera dirigirse a las islas cercanas para poder comprar o robar un barco, la última noche que estuvo con su maestro este le hizo una pequeña charla sobre los valores que le había enseñado, que no se olvidara de ellos y que fuera libre. Por último le trajo una bolsa de viaje donde había suministros y una bolsa de tela donde Bran observó dos katanas y un conjunto de 5 dagas, dichas armas estaban bien forjadas y tenían buenos filos; la misma tarde en que le fueron entregadas las armas se dirigió a la costa donde le esperaba la barca y un gran número de gente de la isla para despedirse y así es como Bran inicia su nuevo viaje, su nueva vida.


Viajó por el East blue buscando formar una tripulación, pero sus resultados fueron totalmente nefastos. Las aventuras por la isla Conomi no tuvieron mucho renombre, lograron salvar a un par de señoritas que eran sacerdotisas de un templo de las manos de un hombre llamado Darius. Cuando Brandom e Irvine llegaron al templo junto a la sacerdotisa se encontraron con un grupo numeroso de hombres de Darius, que intentaban entrar en el templo. Brandom, Irvine y las sacerdotisas actuaron con rapidez acabando con el grupo de hombres que intentaban entrar en el templo. Darius se encontraba en cierta desventaja pero el hombre no retrocedía, con su hacha agarro a una de las sacerdotisas para atraerla, con un golpe circular la dejo medio noqueado y en ese momento saltó e Irvine en un acto de valentía, interpuso sus armas de fuego y su cuerpo entre el hacha y la sacerdotisa. Brandom se fijó como el hacha golpeó las armas de fuego y cambió la trayectoria del corte seccionando por completo el brazo izquierdo de Irvine; las dos sacerdotisas, Bran y el propio Darius se quedaron parados ante la valentía de aquel muchacho.

La actuación de la sacerdotisa de fuego junto con la de Brand fueron inmediatas, la mujer se encargó de lanzar varias llamaradas hacia Darius mientras que Brandom carente de emociones, como traumado, salió disparado hacia el hombre del hacha – Kagami – susurró con un tono de voz “muerto”. La silueta de Brand se quedó plasmada a un metro de Darius, este confuso por dicho movimiento y la llamarada, no se percató de las dos katanas de Brand que le penetraron la piel por uno de los encajes de la armadura, aprovechando la inercia del golpe giró sobre si mismo para asestarle un golpe cortante por la zona del torso y brazo y así incapacitarle la utilización de su arma principal.  

Darius al verse en desventaja, decidió escapar de aquel combate lanzando un par de bombas de humo y aprovechando el tiempo que les daban sus compañeros en combate que entretenían a Brand y la sacerdotisa de fuego.

Irvine consiguió sobrevivir y de regalo las dos sacerdotisas le invitaron a ir con ellas, eso parecía ser un sueño para Irvine, Brand se despidió de su compañero y antes de marchar la sacerdotisa del hielo, llamada Meyko, decidió entregarle una fruta, era una Akuma No mi. Brand se quedó mirando a la mujer, no se pensaba que aquello fuera una fruta del diablo; aquellas que dan cierto poder a cambio de no poder nadar. Maeyko explicó lo que cuentan las leyendas que parecen ser ciertas, Brandom aceptó y sin más miramientos decidió comerse la Akuma No mi.

Glash decidió buscar una tripulación, por lo tanto viajo por el East Blue en busca de alguna dirigiéndose hacia la Grand Line, por casualidades del destino y por suerte coincidió con su padre, el recibimiento de Brandom en la tripulación fue totalmente anecdótico, montaron una fiesta y compartían risas con el muchacho, algunos querían que se unieran con ellos pero él dijo que superaría a su padres y por lo tanto tenía que buscar otra tripulación. Su padre sonrió y se dirigió a la proa del barco.

Acto seguido en aquella zona de la Grand Line un gran barco desapareció mientras el agua equilibraba su nivel por la zona donde se encontraba el gran navío.


Dinero: 50.000


Última edición por valgelsink el Dom 29 Sep 2013, 17:53, editado 4 veces
avatar
Brandom Glash

Mensajes : 39
Fecha de inscripción : 19/06/2010
Edad : 21
Localización : Arabasta

Ficha de personaje
PS:
Humano/  (Humano/)
PE:
Pirata/  (Pirata/)
Atributos:
AtributosAtributoNivelAtributoNivel
1
2

Volver arriba Ir abajo

Re: Brandom Glash (Bran)

Mensaje por Kaiba el Dom 09 Sep 2012, 20:04

Aceptada Smile

__________________________________________________
El trabajo de narrar... Nada más duro y placentero ^^

Kaiba
Admin

Mensajes : 670
Fecha de inscripción : 05/06/2010

http://onepiecegreatsea.foro-activo.es

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.